Preguntas y respuestas 

Covid-19 (I)

3/2020

30.04.2020

Descargue el documento "Preguntas y respuestas" relacionadas con la crisis generada por el Covid-19

 

 

Preguntas y respuestas Covid-19 (I)
30 de abril de 2020
3.2020. PR.pdf
Documento Adobe Acrobat [323.8 KB]

1. ¿Pueden celebrarse juntas de socios telemáticamente?

 

La normativa permite la celebración de juntas de manera telemática durante el estado de alarma, aunque no esté previsto en los estatutos.

 

Para que la reunión cuente con todas las garantías debe poder identificarse a los asistentes, y enviar el acta de la junta a todos los intervinientes por correo electrónico.

 

Además, en caso de existir un Consejo de Administración se podrán adoptar acuerdos votados por escrito sin celebrar sesión, si lo decide el presidente o, como mínimo, dos consejeros.

 

2. ¿Tiene que registrarse la jornada diaria durante el estado de alarma?

 

En caso de que el centro de trabajo esté abierto y los empleados trabajen de manera presencial, se mantiene la obligación de registrar la jornada.

 

Asimismo, si se está trabajando a distancia, los empleados tendrán que seguir fichando su jornada diaria con los medios que la empresa ponga a su disposición, para evitar sanciones.

 

3. ¿Es válido firmar un contrato a distancia?

 

Para que un contrato firmado a distancia sea válido, debe concurrir consentimiento, objeto y causa, como en cualquier contrato firmado de manera presencial.

 

Respecto a la forma, si se actúa en representación de una empresa es preferible que se utilice la firma electrónica expedida por la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre u otro organismo oficial. En caso de que se actúe como persona física, se podría firmar con el DNI electrónico.

 

Los presupuestos enviados y aceptados directamente en un correo electrónico son suficientes para vincular a las partes, por lo que es fundamental guardar copia de los mismos, al igual que si se recibe el contrato firmado por email.

 

Si se realiza un encargo telefónicamente es aconsejable enviar al menos un correo electrónico haciendo referencia a los productos/servicios contratados, plazo de entrega, el precio y la forma de pago.

 

4. ¿Puede la empresa investigar si hay infectados por el COVID-19?

 

La Agencia Española de Protección de Datos ha manifestado que las empresas pueden tratar los datos personales de sus empleados con el fin de conocer quien está afectado por el virus siempre y cuando el objeto sea salvaguardar la salud de todo el personal y evitar la propagación de la epidemia. También se permite a las empresas instalar sistemas de medición de la temperatura de sus empleados.

 

En cualquier caso, es recomendable informar previamente a los trabajadores de las medidas y su finalidad.

 

5. ¿En qué afecta un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) a las vacaciones y a las pagas extraordinarias?

 

Los días de vacaciones anuales no se ven afectados por un ERTE de reducción de jornada. Ahora bien, el salario que percibirá el trabajador durante el periodo de vacaciones será proporcional a la reducción de la jornada. Las pagas extraordinarias se continuarán devengando mientras esté activo el ERTE, pero reducidas en la misma proporción que la jornada.

 

Frente a ello, el ERTE de suspensión del contrato si afecta a las vacaciones y a las pagas extraordinarias, ya que no se generará la parte proporcional de éstas mientras dure la medida.

 

6. ¿Esta permitido despedir a trabajadores durante el estado de alarma?

 

Según la normativa actual, no se pueden realizar despidos basados causas económicas, técnicas, organizativas o de producción ni por fuerza mayor derivadas del COVID-19, mientras dure el estado de alarma.

 

En principio, si la Empresa procede a realizar un despido basado en dichas causas, se considerará improcedente, no nulo.

 

Ahora bien, la relación laboral podrá extinguirse por otras causas como: despidos disciplinarios, bajas voluntarias, jubilación total o parcial, finalización del contrato temporal.

 

Por su parte, los empleados afectados por un ERTE no podrán ser despedidos en un plazo de 6 meses desde que se reincorporen a su puesto. De no mantener el compromiso, en los ERTEs por fuerza mayor habrá que abonar el 100% de las cuotas empresariales a la Seguridad Social que no se hayan abonado, más el recargo correspondiente, y existirá la posibilidad de que se inicie un procedimiento sancionador.

 

7. ¿Cómo gestionar las demoras en la descarga y entrega de mercancías transportadas por vía marítima, y ante un “blank sailing”?

 

Ante las restricciones que está experimentando el transporte aéreo y las limitaciones del terrestre, la vía marítima ha adoptado un papel fundamental durante esta crisis, por lo que se han venido sucediendo distintas incidencias que pueden afectar a la viabilidad de una operación comercial.

 

Previamente a la salida de las mercancías, es recomendable informarse de sí a la llegada del buque al puerto la mercancía podrá ser descargada o si estará saturado, con el fin de evitar sobrecargos de las navieras (PSS - Peak Season Surcharge”).

 

Asimismo, esta siendo habitual que, pese a la descarga de la mercancía en el puerto no se pueda disponer de ella inmediatamente. En estos casos, será conveniente que la naviera haya concedido previamente un plazo amplio para no pagar ningún sobrecoste mientras permanezca en el puerto la mercancía.

 

Por último, si se aplica un “blank sailing”, es decir, que el buque no pueda realizar escalas en todos los puertos previstos, quizás convenga contratar los servicios de otra naciera.

 

En todos los casos, para evitar que los sobrecostes los asuma quien haya contratado el transporte, es recomendable que las partes intervinientes en la compraventa pacten la asunción al 50% de los costes adicionales que se puedan ocasionar por las demoras en la descarga y entrega o por no hacer escala el buque en el puerto de destino acordado.

 

8. ¿De qué plazo se dispone para atender un requerimiento sobre una declaración en aduana?

 

Si entre el 14 de marzo y el 30 de mayo de 2020 estuviese pendiente de contestar algún requerimiento derivado de una declaración aduanera, el plazo finalizará el 30 de mayo, o en una fecha posterior si así se indica en la comunicación.

No obstante, los interesados podrán atender el trámite durante el plazo indicado a través de la sede electrónica.

 

9. ¿Se puede solicitar el aplazamiento de las cotizaciones a la Seguridad Social?

 

Se puede solicitar durante los 10 primeros días de cada mes el aplazamiento de las cuotas de abril, mayo y junio de 2020, con un tipo de interés del 0,5%.

 

Si se solicitase a partir del día 11, el aplazamiento se concedería con un tipo de interés general del 3%.

 

Para solicitar el aplazamiento no será necesario aportar garantía alguna si el importe es igual o inferior a 150.000 euros. Tampoco será necesario garantizar si la deuda está por debajo de los 250.000 euros y se ingresa un tercio dentro de los 10 primeros días desde que se concede el aplazamiento y el monto restante en los dos años siguientes.

 

10. ¿Es posible solicitar después del levante el aplazamiento de pago de deudas derivadas de declaraciones aduaneras?

 

El referido aplazamiento se tiene que solicitar en la casilla 44 del DUA, indicando el código 9019. Por tanto, si en el momento de presentar la declaración no se incluyó, y se obtiene el levante, no es posible solicitar una rectificación del DUA.

 

En este caso, el interesado podrá solicitar a los órganos de recaudación de la Agencia Tributaria el aplazamiento regulado en el art. 112 del Código Aduanero de la Unión.

 

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Bufete Cesáreo Fernández y Moreira, S.L.P.

Cómo llegar